TE GUSTO LA PELÍCULA NO AUTORIZADA DE BERVELY HILL 90210

GRAN ESTRENO MIERCOLES 23 DE AGOSTO

10:00 PM MEX

 

Siguiendo con la temporada de nostalgia y de resurgir los años noventa, Lifetime trae toda la historia que se entretejió detrás de los adolescentes de Beverly Hills 90210, con un elenco sumamente parecido al original, que rememorará los mejores momentos de esta serie que puso en tela de juicio los valores entre adolescentes.

 

Aunque, ninguno de los miembros de 90210 terminó como una gran estrella, muchos lograron la existencia un tanto glamorosa y estable de haber sido un actor de televisión que trabajaba constantemente. 

 

La cinta no autorizada de 90210, sólo cubre los ardientes años de Brenda, uno de los talentos más destacados de este programa por su gran belleza y por lo que hizo el personaje. En esos momentos, Shannen Doherty era la estrella más grande y ella así lo sentía y lo reflejaba, tanto que su comportamiento era de una diva, y eso hizo enojar a sus compañeros, sobre todo al equipo menos experimentado. Esta película termina retratando como foco principal a Doherty como un elemento imprescindible.

 

La película abarca las primeras cuatro temporadas, mismas que llevaron a gente como Perry a desplegar su camino a la fama.

 

En general, no hay escándalos desenterrados en esta película. Excepto por Shannen Doherty, el reparto generalmente se llevaba bien.

 

Pero pronto se dan cuenta que algunos de los personajes no estaban alcanzando la fama deseada, tal es el caso de Ian Ziering (David Lennon), quien lamentó en varias ocasiones el no poder consagrar su carrera.

 

El escritor Jeff Roda saca mucho material de los coqueteos de Doherty con las co-estrellas Luke Perry (Jesy McKinney) y Jason Priestley (Max Lloyd-Jones), la rivalidad con Jennie Garth (Abbie Cobb y su amistad con Tori Spelling (Abby Ross).

 

El filme hace un hábil trabajo por demostrar cómo la televisión era diferente en 1990.

 

La gente se alborotó cuando Brenda y Dylan tuvieron relaciones sexuales al final de la primera temporada y a ella le gustó.

 

Esta historia sentó un precedente sobre los dramas adolescentes en televisión, donde antes no había un camino labrado y supo aprovechar bien el hueco que ahí había.

 

Lifetime pone a Tori Spelling (Abby Ross) también al centro de la cinta, en donde es presentada como una actriz experta que le dijo a su papá que debía ser lanzada y por ello se le ocurrió la idea de realizar el papel de Donna, una de las primeras en promulgarse en contra de que Doherty fuera despedida.

 

La cinta muestra momentos sumamente interesantes, como que Jason Priestley y Brad Pitt eran compañeros de cuarto, por ejemplo.

 

Doherty era la típica niña actriz que irrumpió a través de los canales de Hollywood, pero se mantuvo en el top de las cotizaciones hasta que comenzó a aparecer en notas rojas con la ley.

Hay argumentos de trama sobre Gabrielle Carteris increíblemente donde finge su edad para hacer el papel de Andrea, el personaje que termina siendo el pato feo. También hay algunas referencias a la carrera de Brian Austin, quien tenía una reputación de mujeriego.

 

Además se retrata la censura de las batallas con las redes, detrás de las escenas de drama con Doherty, el hecho de que el show no fue un éxito hasta El Beach Club, la cual era una temporada de bonificación sobre las vacaciones de verano.

 

Para los preadolescentes enamorados era el escenario perfecto. Esta serie era de los primeros programas de televisión en apelar al SIDA, en este show había una gran fuerza seductora, desde una mirada muy provocativa pero pocas veces explícita.

 

Esta cinta nos llevará por los espacios más memorables de una época que marcó el momento más ideal, por lo que muchos televidentes se dejaron atraer por los temas de un círculo de adolescentes que entre la escuela y sus relaciones.

 

Además de lo escandaloso que resultó que en algún momento, todos los actores comenzaron a tener romances entre ellos fuera del set, lo que creó un verdadero escándalo en torno a este programa adolescente.

 

La película termina cuando Doherty sale del show, aunque 90210 continuó por otras seis temporadas.

 

El casting está conformado por Dan Castellaneta como Aaron Spelling, Samantha Munro como Shannen Doherty, Abbie Cobb como Jennie Garth, Max Lloyd-Jones como Jason Priestley, David Lennon como Ian Ziering, Michele Goyns como Gabrielle Carteris, Jesy McKinney como Luke Perry, Ross Linton como Brian Austin Green, Abby Ross como Tori Spelling, Lini Evans como Candy Spelling, Adam Korson como Darren Star y Alyssa Lynch como Tiffani-Amber Thiessen.